sábado, 25 de junio de 2016

VOLVER A CIORAN







E.M. Cioran. Itinerarios de una vida

El apocalipsis según Cioran ( última entrevista filmada)


Traducción de Joaquín Garrigós

Barcelona : Ediciones del subsuelo, 2014



 Escrito por Luis Roca Jusmet


He de confesor que siento una debilidad por Cioran que me dura décadas. Hay algo en Cioran que me atrae y es una fascinación que no cesa. Por una parte, hay sin duda un elemento literario que lo explica. Es el de su fuerza expresiva y la claridad de su estilo. Pero lo que interesa es, sobre todo, su filosofía. Es una filosofía totalmente atípica, antisistemática. Podría decirse lo mismo que Enst Jünger dijo de Nietzsche : cada pensamiento es una explosión. Es una filosofía negativa, nihilista, destructiva. Lo cual me plantea una contradicción personal, porque siempre he buscado el pensamiento que ofrece salidas, que apuesta por la vida. Solamente en mi adolescencia me sedujo el existencialismo sartreano, pero como una moda. Pero Cioran no es deprimente, hay algo de afirmación trágica de la vida en su nihilismo radical. Tampoco podemos decir que es un impostor porque, a pesar de todo, Cioran se nos muestra coherente.

Este libro me parece totalmente necesario para los que admiramos a Cioran. Necesario porque por primera vez se le enmarca en una trayectoria biográfica, sencilla pero clara. Sin halos de misterio, con sencillez. Como sencillas son las fotografiás que aparecen: de su pueblo natal, de su familia, de su juventud, de sus libros. Hace años el actor Bruno Ganz dijo en una entrevista algo que me pareció revelador. Decía que los humanos somos infelices porque hemos perdido el paraíso d ella infancia o porque buscamos un paraíso que no tuvimos en la única etapa en que era psoible: la infancia. Cioran pertenece a los primeros. El reconocido escritor parisino sueña con la infancia rural en el pequeño pueblo rumano en que nació, Rasinari. Esta simplicidad primitiva es lo que es capaz de identificar con la felicidad. Pero solo en la ignorancia y la inocencia de la infancia. Nuestra conciencia es nuestro mal. Y no hay en ello ni siquiera sabiduría. Como dijo Cioran en alguna entrevista, cualquier campesino analfabeto entiende las verdades esenciales de la vida. Y como se recoge en esta biografía, ya le advirtieron de pequeño ( un borracho al que admiraba) que los libros no le enseñarían nada.


Es una aproximación modesta como su propia austeridad. Cioran convence porque aparece desnudo, directo y con una libertad de espíritu impresionante. Porque aunque Cioran nos dice que nunca ha tenido proyectos sí que podemos entrever un proyecto vital, que él mismo formula : se libre en el sentido de no comprometerse, de no obligarse a nada. Es una noción discutible de la libertad pero es la suya, es la expresión de lo que ha sido su vida. Cioran no tiene entusiasmo, no tiene ambición, no tiene aspiraciones. Escribe porque quiere escribir y cuando ya no tiene nada que decir, calla. El libro nos plantea una aproximación muy humana a Cioran, sobre todo a través de su eterna compañera, Simone Boué. Y de su penoso final con un Alzheimer progresivo y devastador.

El libro no insiste en los elementos más filosóficos pero marca puntos precisos. Por ejemplo los relativos a su gran formación filosófica y al papel de Nietzsche, Schopenhauer o el budismo en su pensamiento. Nietzsche fue un compañero de adolescencia y nada más. Enseguida vio el escéptico y pesimista Cioran lo que había de ingenuidad en su propuesta del superhombre. Le unió a Schopenhauer y al budismo su intuición del dolor de existir pero les separó de ellos su propuesta de redención. Para Cioran no hay salida. Vivir hasta que muramos o decidamos morir. Sin sentido, sin esperanza, sin salvación.

Gabriel Liicenu, filósofo y escritor rumano nacido en 1942, amigo de Cioran, nos ha regalado esta pequeña joya para los admiradores de Cioran. En él encontramos además dos preciosas entrevistas : la última que dio Cioran y otra a su mujer, Simone Boué. La exquisita traducción de Joaquín Garrigós, que es seguramente el mejor conocedor de la lengua y la literatura rumana en nuestro país, ha sido el último elemento para que obtener este magnífico producto, muy bien editado por ediciones del subsuelo.


4 comentarios:

  1. tu texto es muy sugerente y anima a la lectura. He encontrado el documental en internet y lo veré con gusto.
    https://www.youtube.com/watch?v=cl-bVA1N0pc
    Una persona que se calla cuando no tiene nada que decir no es muy frecuente, ya sólo por eso, debe merecer la pena.
    Sobre la infancia, la idealizamos, es evidente, por muy feliz infancia que fuera, pienso que la tuve, hubo sufrimiento, sufrimiento de niña, pero sufrimiento, carencias.
    Y quizás es una lección para la vida, también de adultos nos parece que nos faltan cosas y nos equivocamos anhelándolas...nos hacemos falsas ilusiones de cosas, y nuestra vida no sería mejor que lo que es si tuviéramos eso que no tenemos.
    Concéntrate en el momento, lo demás sobra.

    ResponderEliminar
  2. Aquí documental entero con subtítulos en inglés
    https://www.youtube.com/watch?v=78y06QkpnC8

    ResponderEliminar
  3. Gracias, Ana, por el comentario y por la referencia al documental.
    Un abrazo
    Luis

    ResponderEliminar
  4. Este documental francés sobre Cioran es mejor, subtítulos en inglés mejor hechos y distribuidos
    se ve con más comodidad,

    https://www.youtube.com/watch?v=cBmy34jbZG0&feature=gp-n-y

    ResponderEliminar

Temas